Lunes, 24 de Julio de 2017
Logo Locales y Negocios
Facebook Canal Youtube Google+
Pensar el Negocio Poner un Local Renovar tu Negocio Notas de Franquicias, comprar Franquicias, invertir en Franquicias Agenda de Eventos, Capacitaciones, Cursos Noticias recientes, novedades de productos y novedades de Franquicias
Gua de Proveedores para locales y negocios Gua de Franquicias Clasificados, Oferta y bsquedas de productos, servicios, locales, propiedades y Remates Cupones de descuento con ventajas y beneficios Videos de capacitacin didcticas en temas de gestin de locales y negocios Biblioteca, libros recomendados
 
Los Food Trucks salen a la calle: detalles de un p

Gastronomía - Food Truck - Legales
Los Food Trucks salen a la calle: detalles de un proyecto que busca legalizarlos en Buenos Aires
Posadas y Rosario ya poseen proyecto que habilitan a los camiones gastronómicos a circular por zonas determinadas de la cuidad. ¿Cómo será su funcionamiento en la ciudad de Buenos Aires?
El término Food Truck o lo que es lo mismo, camión gastronómico, es una palabra cada vez menos desconocida  y una imagen cada vez más usual entre los porteños. Por el momento, en eventos privado y ferias gastronómicas donde estos camiones de venta de comida son las estrellas. Pero esto podría cambiar en el mediano plazo si se aprueba un proyecto de ley que regularizará su actividad y los convertirá, con restricciones, en una postal más común en nuestro entorno. Con proyectos similares ya aprobados y a punto de implementarse en Posadas y Rosario, parece que los Food Trucks llegaron para quedarse también a Buenos Aires. Ante la alta presión impositiva y el aumento en los costos en los locales, los camiones gastronómicos parecen una buena alternativa para emprender si se es nuevo en la gastronomía o para diversificarse si ya se cuenta con experiencia. Cómo se regularizará su actividad y cómo será su convivencia con los locales gastronómicos son sólo algunos de los interrogantes.
En el proyecto inicial de uso de los Food Trucks para la capital han participado tanto áreas del Gobierno de la Ciudad como del sector de la gastronomía, llegando inclusive a tratarse con las demás fuerzas políticas en una reunión de comisión de Protección y Uso del Espacio Público en la Legislatura Porteña. Finalmente, después de un amplio debate y de analizar todos los aspectos de su puesta en marcha, se decidió comenzar primero con una prueba piloto antes de implementar una ley.
Por el momento se está elaborando una norma ejecutiva que sólo dará permisos para un número limitado de Food Trucks (no más de veinte). Esta prueba piloto durará un año y les permitirá a las autoridades del Gobierno de la Ciudad ver en la práctica el funcionamiento de los Food Trucks  para luego aprobar una ley  de mayor solidez.
Normas generales: permisos y ubicación
En principio, los Food Trucks deberán cumplir con las normas generales de seguridad alimentaria que ya aplican al rubro de la gastronomía en general. Sin embargo, se sumarán también algunas normas con el fin de disminuir la peligrosidad. Se restringirá:
-El uso de elementos de cocina a gas que representen peligrosidad en el espacio público
-Los materiales y diseño interior de los vehículos
En lo que respecta a los permisos, se dará prioridad a todas aquellas opciones gastronómicas que sean saludables o incorporen menús especiales (celíacos o hipertensos, por ejemplo).
Los Food Trucks no estarán fijos en un lugar. Rotarán diariamente y tendrán, además una franja horaria de expendio. Desde el Gobierno de la Ciudad se intentará que los Food Trucks acompañen el desarrollo de nuevas zonas urbanas en proceso de expansión económica y representen una real oportunidad de trabajo para emprendedores del rubro. Las zonas de ubicación de los Food Trucks aún estar por definir, pero se tendrá en cuenta la oferta comercial ya presente para que no existan conflictos. A su vez, también se evaluarán especialmente aquellas  zonas que necesiten una revalorización del espacio público.
Al igual que los locales gastronómicos o los carritos ubicados en la Costanera, los camiones gastronómicos también estarán sujetos al pago de un canon y de ingresos brutos. Sin embargo ya que ahora se implementarán en prueba piloto y no de manera definitiva, se encuentra en proceso de definición el monto del canon que deberán abonar en concepto de uso del espacio público, teniendo en cuenta que el Poder Ejecutivo no cuenta con facultades de adherir un canon especial para esta categoría sin pasar por la Legislatura de la Ciudad.
Food Trucks vs locales gastronómicos: ¿competencia desleal?
 El proyecto aprobado en la ciudad de Rosario contempla entre otras cosas una distancia obligatoria mínima de 200 metros entre un Food Truck y un local gastronómico. Esta disposición se incluyó ante las quejas de entidades comerciales como la Asociación de Hoteleros Gastronómicos de Rosario, que considera los food trucks competencia desleal.
En el caso de Posadas, donde también se han legalizado recientemente los Food Trucks, estos no podrán ubicarse en el cuarto tramo de la Costanera, zona pensada para el funcionamiento de bares y restaurantes.
En el caso de Buenos Aires, se está estudiando la posibilidad de incluir un metraje de distancia respecto a los locales físicos pero sin alimentar la idea de competencia ya que se contempla a los Food Trucks como una variante diferente de los bares y restaurantes y por ende, con público y hábitos diferenciados. “Esta modalidad de gastronomía móvil que tendrá como objetivo acercar ofertas a lugares donde hoy existe una alta demanda. Un ejemplo claro es la zona de Parque Patricios donde funciona el distrito tecnológico y ahora se mudaron las oficinas del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Ese barrio de un día a otro tuvo una migración de personas que no contó con ofertas gastronómicas suficientes y hoy representa una gran oportunidad para este tipo de emprendimientos”, nos  comentan desde el Gobierno de la Ciudad.
Las ventaja en la movilidad y la reducción de costos de un Food Truck versus un local físico son notorias, pero a la hora de decidirse por este tipo de emprendimiento es necesario evaluar de antemano los costos implicados en adquirir un camión con las características exigidas. El costo de acondicionar un vehículo pequeño arranca desde los 100mil pesos, a los que se pueden suman unos 50mil más para equipamiento. En el caso de franquicias de renombre la inversión puede llegar al millón de pesos.
Para no excluir a ninguno de los implicados en el proceso de creación de una norma que englobe esta nueva práctica gastronómica, se están manteniendo reuniones con FECOBA así como con la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés. No obstante y desde el punto de vista de la ciudad “es importante destacar que los vehículos gastronómicos no significan una competencia desleal frente a los comercios. En primer lugar, porque su capacidad operativa y de expendio es mucho menor y restringida, además no cuentan con las mismas facilidades que un comercio y la búsqueda del consumidor difiere entre uno y otro al momento de decidir la compra. De hecho, esta modalidad de servicio facilita al comercio fijo una oportunidad de expansión de su marca hacia la vía pública y, por lo tanto de su negocio.”
Sin embargo, FECOBA disiente al respecto. La entidad se manifiesta claramente en contra y  considera que “la legislación existente que protege y preserva el espacio público no es respetada y aprobar una ley que permita el funcionamiento de los Food Trucks generaría mayor descontrol.” Ante el avance del comercio informal, la ciudad está saturada de ofertas que perjudican al comerciante y los foods trucks, con sus gastos inferiores a un local gastronómico y un canon en principio muy por debajo de un alquiler físico entre otras características se verían obviamente perjudicados. Para FECOBA, los food trucks no son necesarios. Por e contrario, lo que debería hacerse para fomentar el comercio es incentivar y cuidar los centros comerciales (también a cielo abierto) que ya existen.
Con respecto al control sobre los camiones gastronómicos, el organismo u organismos encargados de controlar la actividad de los camiones gastronómicos aun no es claro: actualmente el Ministerio de Ambiente y Espacio Público a través de la Subsecretaría de Uso del Espacio Público es el área que controla todo lo referido a la venta ambulante de alimentos en la vía pública. Dicha facultad es ejercida en coordinación con la Agencia Gubernamental de Control en lo que concierne a la seguridad e higiene alimenticia. No obstante, también participaría el área de Tránsito ya que se trata de vehículos gastronómicos.
Food Trucks: de eventos privados a la vía pública
Food Truck Station es uno de los tantos eventos privados que reúnen, en el Hipodrómo de Buenos Aires,  a emprendedores y chefs consagrados que apuestan por los camiones gastronómicos como negocio. La apuesta rindió frutos porque pasaron por el Hipódromo más de 20 mil personas en los dos fines de semana que duró el evento. Desde pastelería y café hasta platos más elaborados, la oferta gastronómica entre los food trucks existentes es amplia y diversa, con precios accesibles y propuestas tentadoras para un público que empieza a conocer este tipo de propuestas. Sin embargo, a pesar de la movilidad y la reducción de costos que se presentan como claras ventajas en esta apuesta gastronómica, no todo es color de rosa en el mundo de los food trucks: según empresarios de este rubro específico, para que un food truck funcione necesita tener una buena ubicación y vender en volumen y con continuidad. Además,   si bien muchos consideran beneficioso poder salir a la calle, otros creen mejor permanecer exclusivamente en eventos privados.
Posadas y Rosario: pioneras en nuestro país
Recientemente fueron aprobados en Posadas (Misiones) y Rosario (Santa Fe) sendos proyectos que habilitan a los camiones gastronómicos a instalarse en zonas a determinar de cada ciudad. Con esta a puesta ya firme, Posadas y Rosario se establecen como las primeras ciudad en regular la actividad de los camiones gastronómicos y por ende, también las primeras en poner en práctica una legislación largamente debatida en conjunto con organizaciones y entidades de la gastronómica tradicional que quieren asegurarse que los food trucks no sean una competencia injusta para los locales y bares que existen en cada ciudad.
Con elementos aún por definir (zonas de circulación, cantidad de matrículas y canones a pagar), Buenos Aires parece ser la próxima en incursionar en un nicho que funciona ya en ciudades Europeas con éxito. Una vez asuma su cargo el nuevo Jefe de Gobierno de la Ciudad se realizará un año de prueba para analizar en la práctica la implementación del proyecto, y de ser positiva la experiencia, el siguiente paso será elaborar un texto de ley que sea inclusivo para futuros permisionarios.

Profesionales Consultados:
Carlos Cortes / Francisco Quintana - Gobierno de la Ciudad
Gabriel Nielsen – Concejo Deliberante de Posadas
Martin Rosua – Concejal de Rosario
 

Volver

 
Locales y Negocios
® 2015 Locales y Negocios
GOBE Informatica